Muñoz y una buena performance, en 2h14m29s

El fondista argentino Eulalio Muñoz, oriundo de Gualjaina (Chubut) y que ayer había cumplido 27 años, ocupó el 41° puesto en el maratón del Campeonato Mundial, disputado este domingo 17 de julio en Eugene, Oregón, un territorio mítico para nuestro deporte.

Muñoz empleó 2h.14m.29s., siendo así el primer maratonista argentino del historial que concluye la prueba en los Mundiales. Anteriormente habían participado Alfredo Maravilla (Helsinki 83), Jorge Yeber (Roma 87) y Mariano Mastromarino (Londres 2017) aunque, por distintos motivos, tuvieron que desistir.

Muñoz -quien recién en las últimas semanas pudo superar una serie de lesiones que le perjudicaron durante varios meses y así pudo realizar un ciclo de preparación en la altura- tuvo un muy buen desempeño en los primeros tramos de este maratón, pasando muy cerca del pelotón líder hasta el kilómetro 25, cuando su ritmo fue bajando. Se le controlaron parciales de 30m.58s para los 10 km, 45m.59s para los 15 km, 1h04m16s para el paso del medio maratón -cuando la punta estaba en 1h03m58s a cargo de Shumi Dechasa, de Bahrein- y 1h16m41s para los 25 km. El grupo líder se quebró hacia el kilómetro 30 y fue en el 34 donde el etíope Tamirat Tola produjo el fuerte cambio de ritmo que le llevaría a la victoria.

Tola ganó en 2h05m36, seguido por su compatriota Mosinet Geremew con 2m06s44, quedando el bronce para Bashir Badi, belga y medallista olímpico, quien marcó 2h06m48s. Geremew es un conocido del público argentino ya que obtuvo el medio maratón de Buenos Aires en 2018 y desde entonces se consolidó como figura de primera línea: también había logrado la medalla de plata en el Mundial anterior, en Doha. Tiene un antecedente de 2h02m55s en el maratón de Londres,  uno de los mejores registros del historial. Su compatriota Lelisa Desisa, campeón mundial en Doha 2019 delante de Geremew, abandonó este domingo. El canadiense Cameron Levins fue la sorpresa con su cuarto puesto con récord nacional de 2h.07m.09s, único que pudo quebrar el rotundo predominio africano, mientras que el keniata Geoffrey Kamworor -ex rey del cross y medio maratón- terminó quinto con 2h07m14s, delante de otro etíope Seifu Tura (2h07m17s). Este también es conocido en nuestro medio, ya que fue uno de los puntales del 21k de Buenos Aires en 2019 y posteriormente fue vencedor del maratón de Chicago.

Tola estableció el nuevo récord de maratón en campeonatos Mundiales, mejorando las 2h06m54s del keniata Abel Kirui en Berlin 2009.

La prueba, que se largó a las 6.15 de la mañana con una temperatura de 13°, se desarrolló en un circuito de 14 kilómetros entre las localidades de Eugene y Springfield, el hogar de los Simpson. El cielo estuvo nublado y el clima no perjudicó tanto, como suele suceder en los Mundiales bajo regímenes más calurosos.

El mejor sudamericano fue el recordman de la región, el brasileño Daniel Ferreira do Nascimento, con un gran octavo puesto de 2h07m35s. Su compatriota José Marcio Leao da Silva terminó 27° con 2h11m43s y el boliviano Héctor Garibay -vencedor del maratón de Buenos Aires 2021- ahora fue 36° con 2h12m44s.

En total participaron 63 corredores y 54 de ellos llegaron a la meta.

Para Muñoz fue el séptimo maratón en su campaña. Había debutado el 7 de abril de 2019 en Rotterdam (17° con 2h15m48s) y ese mismo año fue 7° en el maratón de Buenos Aires con 2h12m21s. El 1 de diciembre alcanzó 2h11m25s en Valencia, prueba que reiteró un año más tarde (6 de diciembre de 2020) con su marca personal de 2h09m59s, siendo así el segundo argentino en la historia que corría por debajo de 2h10m. En los Juegos Olímpicos, el 8 de agosto del 2021 en Sapporo, tuvo una meritoria actuación con su 31° puesto en 2h16m35s. Y el 5 de diciembre volvió a Valencia (32° con 2h11m56s).

 

 

Relacionado