Los 100 años del esloveno que compitió con los argentinos en Londres 48

El sitio de World Athletics homenajeó, con una nota especial, a uno de los pocos atletas olímpicos de Londres 1948 que aún están vivos. Se trata de Marko Racic, un verdadero héroe del atletismo de Eslovenia, quien acaba de cumplir 100 años este 25 de abril.

Todavía camino entre 30 y 45 minutos diarios” contó Racing en la entrevista especial, aclarando que esa actividad ahora está limitada por el confinamiento del coronavirus. Asistido por su hija Mojca y su nieta Marusa, Racic también afirma que “veo televisión, hago palabras cruzaddas y sudokus, leo… me preparo el desayuno”.

Racic, como representante de la entonces Yugoslavia, participó en los 400 metros llanos de aquellos Juegos de Londres, que marcaron el regreso de las actividades olímpicas de doce años, después de la pausa obligada por la Segunda Guerra Mundial. Y también en esos 400 metros llanos estuvieron dos de los mejores exponentes argentinos de esa época: Antonio Pocovi y Guillermo Evans.

En la primera ronda, Evans marcó 51s8 para ocupar el quinto puesto de la serie 2, en tanto Pocovi, con sus 50s7, fue tercero en la serie 3. Racic, por su parte, quedó segundo en la serie inicial con 50s5 y se ubicó en los cuartos de final.Allí su registro de 52s1 sólo le valió para el sexto puesto, sin acceder a semifinales. En esos cuartos de final, el ganador de su turno fue una de las grandes figuras del atletismo mundial, el jamaiquino Herb McKinley, quien finalmente obtendría la medalla de bronce.

Los jamaiquinos concretaron el 1-2 en dichos Juegos a través de Arthur Wint (46s2, récord olímpico) y McKinley (46s4), dos de los valores que fueron precursores de la grandeza del atletismo de su país, que luego alcanzaría las cotas máximas en tiempos recientes (Usain Bolt y cía…). La medalla de bronce en Londres fue para el estadoundiense Mal Whitfield, también con 46s4. A varios de estos nombres los tuvimos tres años más tarde como protagonistas en los primeros Juegos Deportivos Panamericanos, en el estadio de River Plate: Whitfield fue una de las estrellas con su doblete en 400/800, en tanto McKinley logró medallas de bronce en 200 y 400.

Racic, por su parte, representó también a Yugoslavia en los Campeonatos Europeos de 1946 (Oslo) y 1950 (Bruselas). A su retiro, fue un destacado coach y seleccionador nacional, conduciendo -entre otros- a la campeona europea y recordwoman mundial de los 800 llanos, Vera Nikolic. También participó en el comité organizador de los Juegos Olímpicos de Invierno de 1984, en Sarajevo, y fue el editor de numerosas publicaciones dedicadas al deporte.

Reside en Bela Krajina, la localidad de Eslovenia donde nació hace un siglo. En 2008 recibió un importante reconocimiento del COI por su contribución al olimpismo y al deporte en general, y en este año es homenajeado por la Federación de Eslovenia -uno de los países surgidos de la ex Yugoslavia- a la que tanto contribuyó.

Relacionado

Suscríbete

Recibe las novedades en tu mail al instante. Cuando hagas clic en SUSCRIBIR revisa tu correo electrónico para confirmar tu suscripción. Revísalo y confirma tu suscripción.

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

Únete a otros 595 suscriptores