Podio de 1500 llanos

Lozano y Borelli plata en el cierre

La rosarina Carolina Lozano consiguió esta tarde la medalla de plata en los 1500 metros llanos en el Campeonato Iberoamericano de Atletismo que culminó hoy en el Estadio Olímpico de Engenao en Río de Janiero.
Carolina Lozano quedó segunda con un tiempo de 4.11.71 nuevo récord nacional absoluto y sudamericano sub-23. La ganadora de la medalla de oro fue la experimentada Muriel Coneo (Colombia) con 4.09.35 y tercera María Pía Fernández (Uruguay) nuevo récord nacional de su país.
“Salió la carrera que quería, fue la revancha, salí muy agresiva desde el inicio, en la anterior –los 3000 metros con obstáculos- salí muy tensionada, pero hoy estaba decidida”. Lozano salió cuarta el sábado en 3000 con obstáculos, también con su mejor marca personal.
La atleta de 20 años –es primer año de la categoría de sub-23-comentó tras recibir su medalla de plata “es mi primer competencia internacional en mayores, así que muy felíz, porque era lo que había venido buscar y me llevó todo, medalla y récord”.
También en la pista, Florencia Borelli sumaba otra medalla de plata para argentina, la tercera. La marplatense se ubicó segunda en los 5000 llanos con un tiempo de 16.28.66, detrás de Sara Moreira de Portugal con 15.40.33 y superando a Jenifer Silva de Brasil con 16.29.59. Borelli sumó dos medallas en estos Iberoamericanos, ganó el bronce en los 3000 llanos.
Braian Toledo quedó cuarto en la prueba de lanzamiento de jabalina con 78.53 metros, marca que consiguió en el último lanzamiento, su serie fue la siguiente: 74.89, 75.28, 76.08, nulo, 74.27 y 78.53.
Toledo explicó que la prueba le dejó un gusto agridulce, “hace un mes entrenando, tuve un desgarro en el izquitiobial izquierdo, pasé tres semanas de rehabilitación y recién hace una semana empecé a moverme un poco. Por esta circunstancia no me esperaba un tiro tan bonito, sin esforzarme tanto, sólo me ordené un poco. Quizás si me hubiese soltado antes, pero no me animé, porque en el tercer tiro sentí un poco la pierna y tomé precauciones. Pero la verdad que la de hoy fue mi mejor versión”.
La prueba fue ganada por Arley Ibarguen (Colombia) con 80.98, segundo fue Jaime Gutierrez (Colombia) con 80.08 y tercero Julio Miranda de Oliveira con 79.02. Toledo indicó que sin desmerecer a sus rivales, “hubiera podido pelear la medalla de oro, si hubiera estado en mejores condiciones, ya que a principio de año tiré 80.73”.
Aún sin las potenciales medallas de Lauro y Toledo –ambos tuvieron lesiones- Argentina tuvo en Río de Janeiro una de sus mejores versiones (tomando la frase de Toledo) en Campeonatos Iberoamericanos con un total de 11 medallas: 5 de oro, 3 de plata y 3 de bronce.
Argentina ocupaba el segundo lugar del medallero hasta la última prueba: los relevos de 4 x 400 metros, pero Cuba –que llegó primero- fue descalificado y Colombia con récord nacional, sumó el oro, quedando Argentina en el tercer lugar.
Brasil quedó primero con 16 de oro, 17 de plata y 19 de bronce; segundo Colombia con 5 de oro, 5 de plata y 2 de bronce; tercero Argentina con 5 de oro, 3 de plata y 3 de bronce; cuarto Chile 3-2-3, quinto República Dominicana 3-2-2; sexto Uruguay 3-1-2, séptimo Venezuela 3-0-3.